19/08/2022

Detenido un hombre de 51 años por matar a su madre de una paliza en su casa de Barcelona

Según los vecinos la madre de 80 años era una magnífica persona

Los Mossos d’Esquadra han detenido este jueves a un hombre de 51 años como presunto autor de la muerte de su madre en Barcelona, según han informado en un comunicado.

La policía catalana ha recibido un aviso sobre la muerte de una persona de avanzada edad en un domicilio del distrito de Sant Martí de Barcelona poco antes de las 3 de la madrugada, y al acudir al lugar han encontrado a un hombre y a la fallecida.

El cuerpo «presentaba indicios de criminalidad» y los agentes del Área de Investigación Criminal de la Región policial Metropolitana de Barcelona se han hecho cargo de la investigación, que está bajo secreto de actuaciones.

El detenido golpeaba a su madre

Según El Periódico, el cuerpo de la fallecida «tenía signos de haber recibido una paliza», y las fuentes policiales han confirmado que el detenido «tenía diversos antecedentes por malos tratos contra la mujer«. 

Ambos habitaban en el mismo edificio y según una vecina, el hombre «tenía a todo el mundo aterrorizado. Yo lo denuncié dos veces por agresión y amenazas». Además, otra vecina declara que «lo que me extraña es que no la haya matado antes».

El hombre presentaba una «conducta violenta y de consumo de drogas que lo enfrentó a sus vecinos«, según cuenta el diario. Con estos habría tenido varios incidentes y también, golpeaba a su madre.

Otra residente del edificio también ha contado que el hombre tuvo varios animales “hasta que la policía intervino y se los quitó todos”, siendo algunos «serpientes, gatos y cinco perros». Los habitantes hablan de él diciendo que era «drogadicto» y «peligroso«.  

“Antes era corpulento pero ahora estaba demacrado. Los camellos venían a venderle droga al portal. Estaba esquelético y llevaba la barba teñida de verde”, han manifestado los vecinos a El Periódico.

De la fallecida explican que tenía alrededor de 80 años y que «era una mujer encantadora, muy buena, de verdad, pero tuvo la mala suerte de tener un mal hijo».